El PODER de la Aromaterapia es, también, el PODER de quienes saben aprovecharla...
PODER que nada tiene que ver con cuestiones ligadas a la autoridad o a la jerarquia...
Un PODER humilde y generoso como la NATURALEZA...
Además, la Aromaterapia permite al terapeuta complementar y potenciar efectos para lograr mas sinergia con otras Medicinas Naturales...

...veamos la atmósfera de otro color y los problemas desde otro punto de vista...

...veamos la atmósfera de otro color y los problemas desde otro punto de vista...

27 julio 2009

LIBRO DE FENG SHUI ~ CAPITULO 2 – Parte - 1


CONCEPTOS BÁSICOS PARA COMENZARA
ENTENDER EL FENG SHUI
(SEGUNDA PARTE)

Los elementos que determinan el Feng Shui de un lugar

Para las civilizaciones de la antigüedad, la salud, la felicidad y la prosperidad de las personas que ha­bitan una casa estaban determinadas por el Feng Shui.
Si se logra que una casa tenga un Feng Shui po­sitivo, reinarán la paz y la armonía, y quienes mo­ren en ella tendrán salud, bienestar y la fortuna los acompañará.

RECORDEMOS
* Los principios del Feng Shui se aplican a un pueblo entero, a un edificio, a una casa o simplemente a una habitación
* Las enseñanzas de este arte milenario también pueden servir para armonizar y sanar nuestros lugares de trabajo

Los elementos fundamentales que determinan que el Feng Shui de un lugar sea positivo o negativo son los siguientes:

1 ~ La forma de circulación del Chi o aliento vital en la totalidad de un hogar o lugar de trabajo.
2 ~ Los cursos de agua en relación con los ambien­tes.
3 ~ Dirección y facilidades de circulación de los vientos en una casa o edificio.
4 ~ La orientación del frente de la casa, edificio o habitación.
5 ~ La interacción de los cinco elementos (agua, madera, metal, fuego y tierra).
6 ~ EI equilibrio en la energía cromática (la armo­nía que resulta de la combinación de los colores).
7 ~ EI equilibrio entre los espacios libres y los es­pacios ocupados dentro de la casa y/o los ambien­tes.
8~La relación entre los habitantes de la casa.

EL EQUILIBRIO

Cuando estos elementos fundamentales siguen los principios y reglas del Feng Shui, el Yin y el Yang de un lugar se equilibran y se complementan y se lo­gra así la armonía y prosperidad de quienes lo habitan.

1 ~ LA FORMA DE CIRCULACIÓN DEL CHI O ALIENTO VITAL EN LA TOTALIDAD DE UN HOGAR O LUGAR DE TRABAJO

Según el arte del Feng Shui, el Chi circula en for­ma de líneas ondulantes y envolventes, a diferencia del Sha, que lo hace sólo en línea recta.
De esta manera, la correcta ubicación de la entra­da de la casa o edificio, permite que el Chi recorra y "oxigene" todos los espacios.
Justamente porque se esparce en forma de ondas y en todos los sentidos puede hacer que toda la ca­sa o habitación se potencie como un espacio saluda­ble.
El Chi de una casa, de un edificio o de una habi­tación es equivalente al espíritu en un ser y por eso es el elemento que da vida, la produce y la mantie­ne en cada elemento que ocupe esa morada, sea es­te animado o inanimado.
El secreto fundamental es que estén en equilibrio
Y armonía los elementos Yin (negativo) y Yang (posi­tivo).

Para algunos autores que han profundizado en el tema, la forma en que circula el Chi hace que cada elemento sea envuelto por él y se cargue de esa energía y espíritu.
Los restantes elementos que determinan el Feng Shui de una casa (la orientación, el agua, el viento, los colores, etc.) hacen que la fuerza vital o Chi flu­ya libremente.

2 ~ LOS CURSOS DE AGUA EN RELACIÓN CON LOS AMBIENTES

Según las creencias y tradiciones de la antigüe­dad china, el agua es un elemento primordial, ya que fundamentalmente es símbolo de fertilidad y prosperidad.
"Donde falta el agua, no hay más que llamado a la muerte y a la pobreza", dicen quienes adhieren al Feng Shui.
Cuando el agua sigue su curso (en ríos, lagos, ca­nales, arroyos, etc.) el Chi circula y fluye libremen­te, y se concentran e intensifican los efectos benéfi­cos del Feng Shui.
Para las reglas de este arte, no debe haber habita­ción alguna en la que falte el elemento agua, al me­nos unas horas al día; y por otro lado, debe ser siempre fresca y cristalina.
En general, los únicos ambientes de una casa en los que hay canales que brindan agua son el cuarto de baño y la cocina, por eso en los restantes se aconseja colocar un vaso con agua durante las ho­ras en las que hay luz solar.
Es importante que el agua se deseche y se renue­ve cada día.

PARA LOS AMANTES DE LA AROMATERAPIA

Les sugerimos agregar al agua del vaso unas gotitas de sus esencias preferidas.
Otro elemento fundamental para asegurar el co­rrecto fluir del agua de acuerdo con las reglas del Feng Shui es que las piletas no contengan ángulos rectos (en punta) sino que sus esquinas terminen en ángulos curvos.

OTRA VENTAJA

Además de propiciar el fluir del agua, los ángulos curvos de las piletas impiden la formación de hongos.
Si usted tiene en su casa una pileta con ángulos en punta, "redondee" la superficie con masilla ap­ta para estos fines o con goma.

AUNQUE LE CUESTE CREERLO...

El simple cambio de los "cueritos" de las canillas puede contribuir a que el Feng Shui de una casa sea positivo.
¿Por qué?
Porque el agua es un elemento primordial y vital, y si se derrama des­cuidar la utilidad para la que fue creada no produ­ce otra cosa que, además de un derroche innecesa­rio, un desequilibrio energético que puede traer efectos nocivos.

3 ~ DIRECCIÓN Y FACILIDADES DE CIRCULACIÓN DE LOS VIENTOS EN UNA CASA O EDIFICIO

Los principios de esta disciplina nos enseñan que una casa o una habitación que recibe vientos que provienen de la dirección Sur está sometida a los efectos más benéficos, ya que son más suaves.
De todas formas, este principio puede estar afec­tado por cualquier cambio geográfico y/o climático, y por esta razón damos como regla general la si­guiente: en cualquier lugar de la casa en la que se observe que el viento crea una situación no benéfi­ca (por ejemplo los vientos que arrastran aguas y causan inundaciones) hay que colocar una línea on­dulada en la pared para atraer la energía Chi y con­trarrestar la energía Sha (que se mueve en línea rec­ta).
Esta línea ondulada puede hacerse con papel o cartulina, preferentemente de color verde (pues sim­boliza la armonía).

4 ~ LA ORIENTACIÓN DEL FRENTE DE LA CASA, EDIFICIO O HABITACIÓN

Según los estudiosos del Feng Shui, la entrada a una casa es de suma importancia. Por lo tanto es muy importante que la zona de la puerta principal se mantenga aseada y libre de basura, asiduamente.
Se decía que el lugar para el desarrollo y la armo­nía plena se alcanzaba con una casa situada por de­lante de colinas, de forma redondeada y con su en­trada en una pendiente que mirara al Sur.
No olvidemos que para el arte del Feng Shui to­do lo que presenta curvas permite el correcto fluir del hálito de vida (el Chi) y contrarresta los efectos dañinos del Sha.
Como bien sabemos, quienes viven en una ciu­dad no tienen generalmente posibilidad de tener de­trás de su morada colinas, y la gran mayoría de las personas y familias compran o alquilan sus casas ya construidas.
Por esta razón, el Feng Shui que cono­cemos en la actualidad - que es el que queremos transmitir en estas páginas- brinda soluciones prác­ticas y fáciles de implementar para cualquier perso­na interesada en vivir de acuerdo con los principios de esta filosofía.

Una regla que nos da el Feng Shui es la siguien­te: cuando una casa o cualquier espacio habitacional, no sigue la orientación o la ubicación indicada como ideal, se puede contrarrestar el efecto nocivo y ayudar a que el Feng Shui sea positivo, ubicando una brújula orientada hacia la dirección Sur en el lugar de la puerta de entrada de la casa, el edificio o la habitación.
***

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada